20/10/15

Tarta Paris Brest

Este mes participo en Desafio en la cocina  y la propuesta que hizo M. Luz  de trasteando en mi cocina es nada menos que un postre no difícil pero que sí tiene lo suyo Paris Brest. Es una corona que se hace con la masa de los profiteroles, pero en forma de corona, rellena de una crema pastelera francesa con mantequilla y praliné. Que se inventó en honor de la carrera de bicicletas Brest-Paris. En mi caso en lugar de una rueda impecable, me salió una que terminó la carrera :D, pero al menos llegó.



Ingredientes
Para un aro pequeño de 20 cm

40g de agua
40g de leche
40g de mantequilla
pizca de sal
1 tsp de azúcar
50g de harina tamizada
2 huevos medianos

Relleno
270g de crema pastelera francesa
180g mantequilla a temperatura ambiente
90g de praliné

Comenzamos haciendo la crema pastelera, no necesitamos toda la receta, podemos hacer media. Dejamos enfriar cubierto para que no se haga costra
Para preparar el praliné hacer un caramelo con 60 gramos de azúcar y agregarle 40 gramos de almendra. Mezclar bien, dejar enfriar y luego triturar. También lo venden, pero yo no lo busqué.
Precalentamos el horno
Batimos los dos huevos y los dejamos de lado
Ponemos el agua, la leche, la mantequilla, la sal y la cucharadita de azúcar en una olla. Llevamos a hervir y cuando rompa el hervor volcar la harina tamizada. Cocinar un minuto y retirar del fuego. Yo acostumbro poner esta preparación en un cuenco aparte, para que de esa manera se enfríe un poco y sea más fácil trabajarla. Le vamos agregando los huevos batidos poco a poco, al principio parece como que se corta pero luego se vuelve a integrar.
Colocar la crema en una manga pastelera y hacer un circulo de 20 cm de diámetro con una boquilla
de 1 cm y a continuación otro pegado a este y otro arriba entre ambos, para que de esta forma nos salga más gordito.
Con un difusor rociar con agua y llevar a horno precalentado a 200º por espacio de 30-40 minutos, hasta que este dorado.

Para el relleno, batir la mantequilla a temperatura ambiente, hasta que esté suave,  agregarle el praliné preparado , si no tenemos le podemos poner chocolate, dulce de leche, algo que nos sirva para aromatizar la crema. Pasamos ahora a un batidor de mano y le incorporamos la mitad de la crema pastelera, mezclamos bien y le agregamos el resto. Toda la preparación debe estar a temperatura ambiente para que se junte bien.

Con un cuchillo de sierra cortar la rosca, y rellenar con una manga pastelera la crema de praliné, se usa normalmente una boquilla de estrella (así se llama)  Llevar a la nevera para enfriar.  En mi caso, no la puse en la nevera pues tenía que hacer la foto, luego del corte si fue al frío.
Espolvorear con azúcar glas antes de servir.




No olvidéis pasar  por aquí a ver el trabajo de mis compañeras
La receta es un clásico de los de toda la vida.


Caro :)


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Me encantaría leer lo que tengas que comentarme :)

Blogging tips